A mediados de Febrero la comunidad de polo internacional se encontró en Lake Worth (Florida) por 25° vez para honrar a los nuevos miembros del „Salón de la fama“. Personalidades excepcionales del polo y caballos de polo son honrados año tras año con el premio conocido como el „Oscar del Polo“.

En 2014, seis nuevos ingresos fueron sumados al Salón de la Fama: el ex-jugador de +10 de handicap y doble ganador del U.S. Open Adam Snow, Peter Perkins y William S. Tevis, quienes fueron honrados póstumamente, el ganador del premio Iglehart, Paul T. Von Gontard y también los caballos Beetlejuice y Fuss Budget.

Primero la gran dama del polo Marylou Whitney obtuvo el premio por el caballo Fuss Budget, propiedad de C.V. Whitney. El tributo al caballo de Mike Azzaros, Beetlejuice, fue recibido por su hija Allie Azzaro, también jugadora de polo. El “Posthumous Iglehart Award” para William S. “Willie” Tevis fue recibido por su nieto Richard Mansfield. Paul T. Gontard fue galardonado con el premio Iglehart por sus aportes durante toda la vida al deporte del polo. Diane Perkins recibió la premiación póstuma para Peter Perkins.

El final fue coronado con el honor para Adam Snow. El ex-jugador de +10 de handicap subió al escenario con un taco de polo. Le explicó al público que ese taco lo ayudó a ganar el U.S. Open en 2006.

El director del comité Horacio Laffaye: „Este grupo de individuos excepcionales representan lo mejor del polo Americano. El comité seleccionó dos jugadores con records excepcionales, un par de adeptos al juego que han hecho contribuciones duraderas al polo en este país, y dos caballos de polo que estuvieron en el tope de sus respectivas generaciones.“

Durante el evento hubo una „subasta silenciosa“ en la cual 6.470 USD fueron aportados para el Museo del Polo.

Los laureados:
El ex-jugador de polo con +10 de handicap Adam Snow fue honrado por sus logros los que, a medida que hizo su ascenso en los rankings, incluyeron ser nombrado Jugador del Año dos veces y ganar dos U.S. Opens con un MVP en uno de esos años, y sus yeguas Pumba y Amy ganaron BPP en 2002 y 2006 respectivamente. A través de su camino, adam (quien prefería en sus comienzos jugar al hockey que al polo) se anotó tres Silver Cup, tres East Coast Opens, una Gold Cup, Monty Waterbury y muchos mas.

La elección del comité para el premio póstumo es Peter Perkins, quien durante su carrera estelar llegó a un handicap de +8 y ganó el U.S. Open en 1948 y 1951 junto con otros torneos importantes de esa era. El sorprendente ícono del polo fue frecuentemente requerido como modelo para campañas publicitarias y revistas en las décadas del 40’ y 50’. Según el ya miembro del Salón de la Fama Bennie Gutierrez, „Peter Perkins tiene el más perfecto modo de pegarle a la bocha que he visto“.

Paul von Gontard ganó el „Iglehard Award“ por su legado de contribución desinteresada al polo no sólo localmente en los clubes en los que estaba involucrado, pero también nacional e internacionalmente. Miembro de la USPA desde 1949, ha sido uno de los miembros vitalicios más extensos. Paul estuvo en el comité de Gobernadores de la USPA desde 1973 a 1974 y en 2001 a 2009. Recientemente, en su cumpleaños número 80 los jugadores de Jackson Hole le entregaron un premio apreciando su apoyo.

El “Posthumous Iglehart Award” fue galardonado a William Tevis el “Iron man of California”. Nacido en 1891, “Willie” fue un personaje colorido que jugó al polo por 60 años, llegó a un respetable handicap de +6 y fue un impulsor activo de mantener al deporte vivo en California y sus años de re-construcción. Renombrado por sus habilidades de jinete superlativas, ayudó a lanzar la famosa carrera de resistencia de 100 millas llamada „Tevis Cup“

A ser honrado como „Caballo a recordar“ contemporáneo, la gran yegua Beetlejuice de Mike Azzaro. Este pequeño atado de dinamita ha recolectado numerosos premios incluyendo cinco premios +26 BPP, entre los cuales estuvo el Hartman Award de BPP del U.S. Open en 1996. En ese juego, Beetlejuice jugó casi tres chukkers, llevando a Azzaro a anotar seis goles. Mike ha dicho que fue el mejor juego que jugó con ella.

Para „Caballos a recordar (pre-1965)“ el premio será galardonado a „Fuss Budget“, una yegua pura sangre que en 1928 fue ganadora de doce carreras antes de comenzar una carrera en el polo. Considerada por el dueño C.V. „Sonny“ Whitney como uno de sus grandes caballos, los impresionantes logros de Fussbudget y los galardones que ganó le dieron el derecho de ser llamada durante su era „la Primera Dama del reino del Polo“.