En Noviembre, Vicky Fenner (hdc -1) de POLO+10 tuvo la oportunidad de pasar cuatro semanas practicando polo en La Tarde Polo Club ubicado a una hora de Buenos Aires – y quedó muy sorprendida. Vicky ha jugado polo por 9 años ya y ha tomado cursos de polo y programas de entrenamiento alrededor del mundo. La Tarde la impresionó por su organización: no solo por el programa de aprendizaje de polo único, si no también por el cálido y amigable ambiente familiar y el estilo de vida Argentino. Esta chica de 21 años esta segura de que volverá, y habló con POLO+10 sobre sus experiencias en Argentina.

Por Vicky Fenner

“Conozco a Helena Schoeller de La Tarde muy bien ya que jugábamos en el club de polo en Munich/Ammersee. Ella siempre me contaba muchas cosas de este fantástico club y me contagió su entusiasmo por el lugar. El programa de polo “todo el polo que pueda soportar” realmente me atrajo. Ahora que estoy aquí sólo puedo decir: es mejor de lo que imaginaba. Mi nivel de polo ha mejorado significativamente y he hecho muchos nuevos amigos. Esta es mi primer visita a La Tarde, pero ciertamente no sera la última. Definitivamente pienso volver.

La Tarde se diferencia de otras estancias gracias al hecho que uno puede poner todo lo que aprendió inmediatamente en práctica. Los tres entrenadores constantemente supervisan a los huéspedes dándote tips de utilidad. Esto ayuda mucho a mejorar tu estilo de juego. Además, puedo practicar siempre que tenga ganas. Por ejemplo, si yo quiero practicar, siempre puedo hacerlo con uno de los profesionales. Es fantástico que cada huesped sea individualmente apoyado, pero en las tardes todos jugamos juntos. Todos aprendemos y mejoramos nuestro polo juntos.

Antes de llegar a La Tarde debí llenar un formulario el cual me pedía que me analize a mí misma: como monto a caballo, hace cuánto que juego polo y mi nivel de juego. Durante la primer lección de stick & ball uno de los entrenadores se concentró solamente en mí y examinó la manera en que juego. Durante los chukkers nuevamente me observaron de cerca. Luego de eso, hablamos en profundidad sobre mis fortalezas, como respaldarme en ellas y como trabajar mejor en mis debilidades. He estado aquí por 3 semanas y puedo decir que mi estilo de juego ha mejorado mucho.

Cuando llegué aquí, Juan Martín Sarli, el dueño del club y jugador profesional, me buscó por el aeropuerto. Esto fue muy bueno ya que pudimos conocernos durante el transcurso del viaje al club. Mi primera impression acerca de La Tarde fue fantástica. Toda la familia estaba allí para darme la bienvenida. Todos muy amigables, me dieron un tour guiado por todo el club. El paisaje y el club son hermosos, con tres canchas de polo y suficientes caballos para satisfacer todos los deseos.

El club tiene un ambiente muy amigable. La familia Sarli realmente te hace sentir como parte de la familia. Los anfitriones son excelentes y te sientes instantaneamente en casa. Los huéspedes también pueden vivir el estilo de vida Argentino. Por la noche todos cenamos en el clubhouse o hay asado afuera. Las noches son siempre muy entretenidas. Luego de la cena a vecesvamos al bar local en Mercedes (la ciudad más cercana a La Tarde, a diez minutos). A veces también comemos en una tradicional pizzeria en Mercedes, donde puedes conocer muchos Gauchos y Argentinos.

Realmente me gusta mucho el programa de entrenamiento. A través de las últimas semanas he progresado muchísimo. Los entrenadores trabajan profesionalmente, son muy amigables y graciosos, siempre listos para una broma. También ayudan a florecer lo mejor de uno. Puedo preguntarles cosas todo el tiempo y saber que siempre me están observando. La combinación de entrenamiento individual en la mañana de sesiones de stick & ball y los chukkers en grupo de la tarde es perfecta. Puedo jugar todo el polo que quiero – algo que no todos los clubes ofrecen. El slogan “todo el polo que uno pueda soportar” es ciertamente verdadero. En la mañana hago stick & ball por dos horas. En la tarde jugamos de 4 a 6 chukkers. Luego de un día de polo en La Tarde todos se van a dormir contentos y cansados.

A través del entrenamiento el club nos filma utilizando cámaras, GoPros y drones. Luego de los chukkers nos sentamos y analizamos nuestro estilo de juego. Esto no solo es muy divertido, si no que contribuye a la mejora del estilo de juego. También me permite ver la manera en que le pego a la bocha, mi posición en la montura y me ayuda a leer mejor el juego. Las imágenes tomadas con el drone no sólo son geniales; también nos brindan una perfecta vista de la cancha. Todos los fines de semana jugamos torneos con miembros del club Argentinos. Los torneos se juegan en un nivel más alto que los club chukkas, lo cual provee una buena oportunidad de mejorar aun más El incremento de la presión causada por el ambiente de torneo, también te permite entender al juego más y mejorar. Los torneos son muy divertidos y una gran experiencia.

Juan Martín Sarli encuentra muy importante que cada huésped mejore su polo y se sienta cómodo en la montura. Por esta razón, Juan Martín y los otros profesionales se toman su tiempo para elegir el caballo perfecto para cada huésped, con el objetivo de que el jinete y el caballo sean una Buena combinación. Si no te llevas bien con un caballo, te cambian a otro inmediatamente. El club siempre presta atención para que el jinete no se abrume. Ahora estoy jugando con dos caballos, los cuales adoro y me gustaría llevarme a casa conmigo.

La Tarde también tiene un programa de crianza para caballos de polo, el cual creo que es muy emocionante. Es grandioso ver potrillos nacer cada semana. Muchos de los huéspedes se interesan mucho por este programa. Todos los caballos nacidos esta temporada ya han sido adquiridos por los huéspedes. Ayer pasé una hora en el campo tomando fotos de los recién nacidos. Como amante de los caballos, es muy especial para mi ver nuevos bebés naciendo y como luego son entrenados.

Para complementar el programa de polo, el club también ofrece excursiones por la campiña. Esta semana fuimos a Pilar para visitar las canchas de Ellerstina. Luego fuimos a una de las mejores tiendas de tacos que haya visto. Encargué tres tacos, los cuales son perfectos para mí. Para el fin de semana, visitaremos la ciudad de Buenos Aires y cenaremos en un distinguido restaurant.

Estoy muy contenta con mi estadía aquí en La Tarde y le recomendaré el club a todos mis amigos. Definitivamente, vale la pena una visita. El programa de polo es fantástico y el ambiente genial. Realmente me sentí parte de la familia. A través de mi tiempo aquí hice muchos amigos. La Tarde es un lugar incredible para los apasionados del polo.”


Un día típico en La Tarde:
“En la mañana tomamos un delicioso desayuno en el club house. Luego tenemos una sesión de stick & ball por dos horas con tres entrenadores profesionales. A la 1 de la tarde nos juntamos para un típico almuerzo Argentino. Luego de esto, la mayoría de mi tiempo lo paso relajándome en la piscine y disfrutando el paisaje. A las 4 volvemos a los establos, donde nuestros caballos nos esperan listos para el juego. Los socios del club Argentinos muchas veces vienen para club chukkas y jugamos juntos. Jugamos de 4 a 6 chukkers, los cuales son muy entretenidos. Luego de esto, usualmente tomamos mate en los establos. Luego pasamos a la terraza del clubhouse para disfrutar del atardecer. En la noche todos nos juntamos en el bar, y luego comemos asado afuera o cena en el clubhouse.

Vivo en una de las 12 cabañas, Mi habitación es de aproximadamente 40 m2 con wi-fi, television, y baño en suite. Me encanta relajarme en la piscina leyendo un libro o simplemente echarme al sol. No he provado el gimnasio todavía, luego de tanto polo siempre estoy un poco cansada. Sin embargo muchos huéspedes usan el saunapara relajar sus músculos o toman masajes luego de un largo día montando a caballo.”


Galería:




Sobre La Tarde Polo Club
La Tarde Polo Club está situado a una hora de Buenos Aires y a 30 minutos de Pilar. La finca cuenta con 180 hectáreas e incluye tres canchas de polo de primera clase, 120 caballos de polo, 60 establos y dos Sticking Cages. Además, el club ofrece a sus visitantes una lujosa casa club, 12 cotos privados, dos piscinas, sauna, gimnasio y spa, así como bar y tienda de regalos.

La familia Sarli es originaria de Buenos Aires, donde son dueños de varios supermercados y agencias de viajes. Incluso en aquella época Alfredo, apasionado del polo y los caballos, criaba caballos de polo y buscaba un lugar para entrenarlos. Entonces encontró el rancho que incluía un restaurante a las puertas de Buenos Aires y, en 1991, decidió usar este lugar para construir La Tarde Polo Club. Diez años después su hijo Juan Martin amplió el club convirtiéndolo en destino de vacaciones – siendo el primero en ofrecer vacaciones de polo para turistas en la región de Buenos Aires.

El nombre La Tarde en español significa “anochecer, ocaso”. El club se llama así ya que ofrece una fantástica vista de la puesta de sol. La casa club ha sido construida para que los visitantes puedan sentarse ahí por la tarde y puedan disfrutar de una vista panorámica del paisaje y la puesta de sol en Argentina.

Para más información, por favor, visite www.latardepolo.com